viernes, diciembre 3, 2021
InicioDestacados230 años del primer caso de feminicidio en el Perú, María del...

230 años del primer caso de feminicidio en el Perú, María del Rosario la esclava que casi matan a patadas en Lima

El caso consta en el Archivo Arzobispal de Lima, en los legajos referidos a las “Causas de negros”. Su ‘dueño’ celoso la agarró a golpes en las céntricas calles de la capital del entonces virreinato peruano. El expediente llegó a los tribunales de la Audiencia de Lima, pero quedó en la impunidad. La víctima merece una reparación de la sociedad

Investigación ÍTALO SIFUENTES ALEMÁN 

PERÚ BICENTENARIO 18 / 02 /2020

El caso de María del Rosario fue visto en los tribunales de Lima.

 

Lo ocurrido en 1790 a María del Rosario es el primer caso de intento de feminicidio registrado oficialmente en los documentos históricos del Perú. Su caso llegó a los tribunales por la gravedad de los hechos y por el escándalo que se suscitó en la sociedad limeña.

Este caso de hace 230 años consta en el Archivo Arzobispal de Lima, en los legajos referidos a las “Causas de negros”, y el agresor como en muchos otros casos quedó en el anonimato y en la impunidad. 

Según los documentos históricos, María del Rosario era una negra esclava como muchas otras que habitaba en territorio peruano, es decir tenía un ‘dueño’ y casi ningún derecho. En el extremo de todo abuso, en su condición legal de ‘propietario’, el explotador la quería para sí y la celaba con violencia y torturaba sin remordimiento, sin que a ella nadie la socorriera.

En el documento eclesiástico se señala que un día al encontrarla conversando con un vecino, el ‘dueño’ celoso e irascible la arrastró de los cabellos por las céntricas calles de Lima mientras que, a la vez, le daba una serie de patadas a su indefenso cuerpo hasta casi matarla.

Los transeúntes no solo defendieron a María del Rosario sino que se opusieron además a que el brutal esclavista la llevara a una panadería para que la azotaran. 

En esos años de oprobio a la humanidad, las panaderías eran lugares en las haciendas donde aparte de elaborar el pan, los esclavos eran encadenados, golpeados y sufrían toda clase de castigos.

Con el juez en contra

Era el siglo XVIII, el Perú estaba a cargo de Francisco Gil de Taboada, quien fue virrey del 25 de marzo de 1790 al 6 de junio de 1796 y, a la vez, era el presidente de la Audiencia de Lima, el más alto tribunal de Apelaciones en estos territorios colonizados por la Corona española.

El abuso contra María del Rosario debió terminar con la justicia actuando a favor de ella. Sin embargo, nada más se supo del caso. 

Como es obvio, el feminicido ni el intento de este no era en esos años considerado un delito ni así estaba tipificado. Solo más de 200 años después fue incorporado a la legislación peruana para disuadir y castigar legalmente el crimen contra las mujeres.

En memoria de María del Rosario su caso debe ser condenado públicamente, ser reparada por la sociedad. 

RELATED ARTICLES

Dejar comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisment -

Most Popular